cepillado de dientes

Mejora tu cepillado y aprende a cuidar tu cepillo dental

1200 797 Lorente Ortodoncia en Zaragoza

La higiene de nuestra boca es la principal manera de prevenir enfermedades como caries, gingivitis (inflamación y sangrado de encías), enfermedad periodontal… motivo por el cual os dejamos estos consejos para tener un correcto cepillado de dientes.

Principales Cuidados

  • Cepillarse los dientes al menos tres veces al día.
  • Dedicar por lo menos tres minutos cada vez que te cepilles los dientes y debemos cepillarlos por todas sus caras, por fuera, por dentro, por donde masticamos y nunca nos olvidemos de  cepillarnos la lengua.
  • Cepillar la lengua de atrás para adelante, esto nos ayudará a evitar el mal aliento.
  • Utiliza un cepillo de dureza suave o media, con una forma redondeada en las puntas de las cerdas. Asegúrate que el tamaño del cepillo te permita llegar a todos los rincones de la boca.
  • Utiliza la seda dental, al menos, una vez al día. La seda dental debemos usarla con cuidado, deslizando la seda entre el diente y la encía, formando una “C” como si abrazara al diente y deslizarla de arriba a abajo.
  • Coloca el cepillo con una inclinación de unos 45º respecto a la encía. Ejerce una ligera presión y con firmeza mueve el cepillo de arriba a abajo realizando movimientos circulares y barriendo hacia abajo o hacia arriba según nos encontremos en la arcada superior o inferior.

Además de cuidar la boca, es necesario conservar el cepillo de dientes en buen estado, puedes incluir este hábito en tu rutina diaria.

Cuidados del Cepillo

  • Asegúrate de usar un cepillo de dientes con las cerdas de dureza media o suave.
  • Renueva tu cepillo cada 3 ó 4 meses.
  • Cámbialo tras una enfermedad.
  • No compartas los cepillos de dientes, y enséñales a los niños que no lo hagan.
  • Después del cepillado, enjuaga el cepillo cuidadosamente con agua corriente para limpiarlo de restos de pasta dental y otras impurezas que puedan quedar en él.
  • Una vez limpio el cepillo, déjalo secar al aire libre, y guárdalo en posición vertical con las cerdas hacia arriba.
  • Si varios cepillos comparten el mismo cepillero, cuida que no se toquen entre ellos.
  • No los mantengas cubiertos ni en recipientes cerrados, en casa los dejaremos al aire, sin ponerles el capuchón.
  • Transpórtalo adecuadamente en algo que cubra totalmente el cepillo o al menos las cerdas. El estuche donde lo guardes debe estar limpio y seco.

Con estas sencillas recomendaciones podrás mantener tu sonrisa preciosa y sana durante más tiempo.

Esperamos que os haya servido de utilidad.

¿Buscas un ortodoncista
en Zaragoza?

Pide una cita informativa con nosotros, valoraremos tu caso y te asesoraremos sobre el mejor tratamiento de ortodoncia para ti.

    Llámanos